9 de cada 10 startups desaparecen antes de los tres primeros años de existencia. Como te comentamos hace unos meses en nuestra publicación sobre la tracción en las startups, una de las principales causas de este fracaso viene dada por un erróneo proceso de validación del modelo de negocio. O lo que es lo mismo, por crear algo que nadie quiere comprar.

¿CÓMO PUEDE AYUDAR EL MARKETING A LA VALIDACIÓN DE UN NEGOCIO?

Cuando hablamos de tracción también mencionamos ciertas prácticas que las startups deben tomar en cuenta para llevar al mercado su modelo de negocio. En esta entrada queremos ir un paso más allá y dar mucho más valor a la importancia que una óptima estrategia de marketing tiene para las ideas emprendedoras.

Y es que también hay negocios que fracasan no por falta de un buen producto, sino por falta de una buena estrategia de marketing que permita conocer al público, generar feedback y validar el negocio de manera correcta.

Tweet

Validar hipótesis de negocios es transformar percepciones en hechos reales. Es decir, asegurarnos de que nuestra idea no es solo buena para nosotros, sino útil para nuestro público objetivo.

¿Cómo puede ayudar el marketing al emprendedor a alcanzar esta meta? El marketing permite a los emprendedores comunicar su propuesta de valor y lograr convencer a sus potenciales clientes de la necesidad de su producto. 

CONOCE CÓMO PIENSA Y QUÉ NECESITA TU CLIENTE

¡Ten cuenta las necesidades reales de los potenciales clientes! Este debe ser el mandamiento número uno del marketing emprendedor.

Para ello, en primer lugar, define el mercado y el público objetivo. Elige el nicho de mercado en el que quieres estar presente y en el que, además se obtenga una posición competitiva. Es muy importante delimitar tu target ya que no todas las personas tienen el perfil ideal para tu producto o servicio. 

Esto te permitirá no derrochar recursos, tiempo ni dinero para llegar a gente que no compraría tu producto porque no tiene el perfil adecuado.

Tweet

Al mismo tiempo, es imprescindible conocer muy bien las necesidades y las preferencias de cada cliente actual o potencial, es decir definir lo que en Inbound Marketing se conoce como Buyer Persona (una buyer persona es una representación ficticia de nuestro consumidor final) para desarrollar las estrategias pensando en ellas. 

¿Ya tienes a tu público identificado? El siguiente paso es segmentarlo. Segmentar implica dividir tu mercado en grupos que tengan las mismas características y necesidades para llegar a ellos a través de una estrategia específica. 

Además de conocer a nuestros clientes, una buena estrategia de marketing para emprendedores supone también investigar en profundidad quién es la competencia, qué hace y cómo lo hace. El emprendedor debe analizar las debilidades, fortalezas, oportunidades y amenazas (el conocido DAFO). Esta información puede marcar la diferencia en la estrategia comercial.

Una vez definido el público objetivo y la competencia, es hora de determinar el valor y el diferencial de tu producto/servicio. Tienes que pensar qué características hacen tu propuesta diferente y única; alguna peculiaridad con la que no cuente la competencia.

Tweet

No se trata solo de aspectos físicos del producto y de precios, sino de elementos intangibles como las emociones que genera la imagen de marca en las personas. ¡Estas son las que más útiles!

TUS OBJETIVOS DEBEN AJUSTARSE A LA REALIDAD Y SER MEDIBLES

Segundo mandamiento: ¡Definir objetivos ayuda a alcanzar el éxito!

¿Qué quieres conseguir en tu primera etapa? Esta definición debe ajustarse a la realidad y marcarse a través de objetivos medible, de tal manera que puedas verificar si se han alcanzado o no. Es imprescindible que tengas claro tus objetivos antes de ejecutar tu Plan de Maketing. 

Tweet

El Plan de Marketing para emprendedores es la herramienta de gestión que te va a permitir poner en práctica los planes a corto y medio-largo plazo para relacionarte con los clientes y lograr que compren tu producto/servicio. Define a dónde quieres llegar y cómo (con qué estrategias) llegarás.

Dentro de las estrategias de markentig que puedes llevar a cabo, queremos destacar tres:

1. Delimitación de presupuesto y elección de canales:

No siempre es necesario un gran presupuesto; pero si saber cómo gestionarlo. Una vez que hayas definido tus objetivos y el presupuesto con el que cuentas, será hora de elegir los mejores canales para alcanzarlos.

Algunas de las opciones a elegir son estrategias SEO, SEM, Redes Sociales, Email Marketing o el Marketing de Contenidos. Estos canales, permiten que segmentes según te definición previa para llegar exactamente a tus potenciales clientes, hablar con ellos y generar un feedfack muy útil para tu meta.

2. Crear contenido de alta calidad:

Está comprobado que las empresas que realizan marketing de contenidos consiguen mejores resultados en sus objetivos.

Puede ser un texto para un blog, una infografía para Redes Sociales, un vídeo para YouTube, una ebook, una Newsletter. Lo importante es no crear contenido igual y generar contenidos con valor para el usuario.

3. Fidelización:

Uno de los objetivos más importantes del marketing para emprendedores es captar clientes y fidelizarlos. Al pensar en fidelización, nos viene a la cabeza el Email Marketing.

Evidentemente, esta es la herramienta más común porque te permite adaptar cada envío a las necesidades de tu Buyer Persona. No obstante, la fidelización también se consigue en el día a día con un buen pitch de ventas, con un sitio web que responda a criterios de usabilidad o con contenido de valor en blog y Redes Sociales.

Y EL TERCERO: ¡NUNCA DEJES DE ESCUCHAR A TU PÚBLICO!

Una vez llegados al punto en el que estás dentro del mercado, tu producto ha sido aceptado y tienes una estrategia claramente definida, el trabajo no termina.

El reto más importante al que se enfrenta el emprendedor una vez que ha conseguido poner en marcha su proyecto es conseguir que el éxito sea duradero. Esto implica identificar nuevas oportunidades, innovar y continuar escuchando al público. Las estrategias se deben ir adaptando al desarrollo de tu empresa en el mercado.

Tweet

Por supuesto, todo esto no sería posible sin dos factores fundamentales: un buen equipo y una potente tecnología

En resumen, segmentación, una oferta bien adaptada a las necesidades reales del cliente, un gran conocimiento de la competencia, un buen plan de marketing, un buen equipo y el aprovechamiento de la tecnología son algunas de las claves más importantes para que el emprendedor pueda validar correctamente su modelo de negocio y, con ello, alcance el éxito.

En nuestra productora de startups contamos con un equipo multidisciplinar y tecnología propia para que el desarrollo de tu startup sea un camino hacia el éxito. 

¡Por cierto! En nuestra próxima entrevista hablaremos de la importancia de la validación de los modelos de negocio.



Aviso de cookies
Continuar Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.